El evento estelar de WrestleMania fue decidido en Lucha de Triple Amenaza en WWE Fastlane. ¿Quién enfrentará a Triple H?

CLEVELAND — ¿Quién dice que no hay segundas oportunidades?

Ciertamente no Roman Reigns. El Poder Personificado tendrá la oportunidad de ir al Mayor Escenario de Todos como retador por el Campeonato Mundial de Peso Completo WWE nuevamente, tras sobrevivir a la implacable ofensiva de su “hermano” Dean Ambrose, además de la cruda cernicería de Brock Lesnar en una Lucha de Triple Amenaza en WWE Fastlane. 

No hay una sola Superestrella en el roster que sea tan efectiva cuanto Lesnar, y lo dejó claro desde el primer minuto del encuentro, cuando lidió con ambos competidores como si se tratara de pesos crucero. Ambrose fue sacado del ring y Reigns recordó como se siente el súplex alemán. Dos veces.

WWE Network: Roman Reigns vs. Dean Ambrose vs. Brock Lesnar - Lucha de Triple Amenaza: WWE Fastlane 2016

Roman Reigns y Dean Ambrose atraviesan una mesa con el cuerpo de Brock Lesnar por el derecho de enfrentar a Triple H en WrestleMania.

Un tercer súplex alemán hubiera terminado las cosas temprano, pero Ambrose salvó a su amigo con una patada voladora. Luego, El Lunático tuvo el atrevimiento de hacerle un súplex alemán a La Bestia Encarnada. Lesnar lo detuvo como a un gusano y lo destruyó con un belly-to-belly.

Agallas, locura o una mezcla de ambos; Ambrose se negó a salir del camino de Brock.  Cuando Lesnar salió del ring para darle batalla a Reigns, El Lunático quiso aterrizar sobre El Conquistador con un clavado suicida. Los instintos de Brock le advirtieron, atrapando al competidor aéreo con un suplex.

De regreso en el ring, La Bestia nos llevó a todos a un tour guiado a Suplex City.

Lesnar le hizo un F-5 a Reings, y lo hubiera acabado de no haber sido por Ambrose. El Lunático demostró su falta de sanidad al abofetear a La Bestia. Sin embargo, el miedo existe por una razón, y la bravuconería de Ambrose le dio como premio acabar doblado como un cartera.

Brock iba a hacerle un F-5 a Ambrose, pero sintió la punta de la Lanza de Reigns. Aunque no logró finalizarlo, Roman drenó al tanque de Brock. El samoano lo conectó con el Golpe de Superman, pero el rubio salió del ring.

Cuando Reigns lo siguió al piso, cayó en otro intento de F-5. Brock quería atravesar una mesa con Roman, pero fue detenido por un golpe bajo de Dean.

Ambrose y Reigns estaban molidos, pero intercambiaron sonrisas y se pusieron a trabajar. Ambos limpiaron una mesa de comentaristas y, recordando sus días en The Shield, le hicieron una Powerbomb a Lesnar a través del pino.

Hubo una pausa incómoda en el combate. Reigns y Ambrose han hecho un buen trabajo en mantener su amistad intacta mientras persiguen el mismo objetivo, pero ¿quién sería el primero en tirar un golpe?

No pasó mucho tiempo para que Ambrose le mostrara de cerca de su amigo los escalones de acero. El Lunático inició un frenético ataque en el ring, conectando un codazo que lo puso a segundos de estar en el evento estelar de WrestleMania.

Ambos amigos intercambiaron puñetazos, hasta que Ambrose notó que Lesnar se estaba levantando. Nuevamente, trabajaron juntos para La Bestia atravesara una mesa de comentaristas, pero de esta vez lo enterraron debajo de los escombros.

Roman Reigns der. Brock Lesnar y Dean Ambrose

Ya que Lesnar estaba neutralizado, los “hermanos” continuaron donde se había quedado. Esta vez, Reigns tuvo la ventaja, dándole a su viejo amigo una serie de golpes de antebrazo. Sin embargo, El Lunático conectó el Trabajo Sucio, pero Reigns se levantó. Roman detuvo el segundo DDT y lo puso en posición de Zambullida Samoana, pero ¡Lesnar apareció de la nada y les hizo un suplex a ambos!

El Poder Personificado no quedó abajo por mucho tiempo, respondiendo con una Lanza. Brock aguantó el golpe, aplicando una Kimura en la lona. Ambrose subió al ring con una silla y los golpeó a los dos.

El Lunático siguió dándole sillazos a ambos, pero mientras se ocupaba de Lesnar, Reigns le hizo una Lanza, venciendo a su mejor amigo por la oportunidad de estar en el evento estelar de WrestleMania.

Sin embargo, Reigns no tuvo mucho tiempo para saborear su victoria. Pronto, Triple H apareció, quedando cara a cara con el hombre a quien enfrentará dentro de 41 días.

Superestrellas incluidas

Superestrellas incluidas

El evento estelar de WrestleMania fue decidido en Lucha de Triple Amenaza en WWE Fastlane. ¿Quién enfrentará a Triple H?

CLEVELAND — ¿Quién dice que no hay segundas oportunidades?

Ciertamente no Roman Reigns. El Poder Personificado tendrá la oportunidad de ir al Mayor Escenario de Todos como retador por el Campeonato Mundial de Peso Completo WWE nuevamente, tras sobrevivir a la implacable ofensiva de su “hermano” Dean Ambrose, además de la cruda cernicería de Brock Lesnar en una Lucha de Triple Amenaza en WWE Fastlane. 

No hay una sola Superestrella en el roster que sea tan efectiva cuanto Lesnar, y lo dejó claro desde el primer minuto del encuentro, cuando lidió con ambos competidores como si se tratara de pesos crucero. Ambrose fue sacado del ring y Reigns recordó como se siente el súplex alemán. Dos veces.

WWE Network: Roman Reigns vs. Dean Ambrose vs. Brock Lesnar - Lucha de Triple Amenaza: WWE Fastlane 2016

Roman Reigns y Dean Ambrose atraviesan una mesa con el cuerpo de Brock Lesnar por el derecho de enfrentar a Triple H en WrestleMania.

Un tercer súplex alemán hubiera terminado las cosas temprano, pero Ambrose salvó a su amigo con una patada voladora. Luego, El Lunático tuvo el atrevimiento de hacerle un súplex alemán a La Bestia Encarnada. Lesnar lo detuvo como a un gusano y lo destruyó con un belly-to-belly.

Agallas, locura o una mezcla de ambos; Ambrose se negó a salir del camino de Brock.  Cuando Lesnar salió del ring para darle batalla a Reigns, El Lunático quiso aterrizar sobre El Conquistador con un clavado suicida. Los instintos de Brock le advirtieron, atrapando al competidor aéreo con un suplex.

De regreso en el ring, La Bestia nos llevó a todos a un tour guiado a Suplex City.

Lesnar le hizo un F-5 a Reings, y lo hubiera acabado de no haber sido por Ambrose. El Lunático demostró su falta de sanidad al abofetear a La Bestia. Sin embargo, el miedo existe por una razón, y la bravuconería de Ambrose le dio como premio acabar doblado como un cartera.

Brock iba a hacerle un F-5 a Ambrose, pero sintió la punta de la Lanza de Reigns. Aunque no logró finalizarlo, Roman drenó al tanque de Brock. El samoano lo conectó con el Golpe de Superman, pero el rubio salió del ring.

Cuando Reigns lo siguió al piso, cayó en otro intento de F-5. Brock quería atravesar una mesa con Roman, pero fue detenido por un golpe bajo de Dean.

Ambrose y Reigns estaban molidos, pero intercambiaron sonrisas y se pusieron a trabajar. Ambos limpiaron una mesa de comentaristas y, recordando sus días en The Shield, le hicieron una Powerbomb a Lesnar a través del pino.

Hubo una pausa incómoda en el combate. Reigns y Ambrose han hecho un buen trabajo en mantener su amistad intacta mientras persiguen el mismo objetivo, pero ¿quién sería el primero en tirar un golpe?

No pasó mucho tiempo para que Ambrose le mostrara de cerca de su amigo los escalones de acero. El Lunático inició un frenético ataque en el ring, conectando un codazo que lo puso a segundos de estar en el evento estelar de WrestleMania.

Ambos amigos intercambiaron puñetazos, hasta que Ambrose notó que Lesnar se estaba levantando. Nuevamente, trabajaron juntos para La Bestia atravesara una mesa de comentaristas, pero de esta vez lo enterraron debajo de los escombros.

Roman Reigns der. Brock Lesnar y Dean Ambrose

Ya que Lesnar estaba neutralizado, los “hermanos” continuaron donde se había quedado. Esta vez, Reigns tuvo la ventaja, dándole a su viejo amigo una serie de golpes de antebrazo. Sin embargo, El Lunático conectó el Trabajo Sucio, pero Reigns se levantó. Roman detuvo el segundo DDT y lo puso en posición de Zambullida Samoana, pero ¡Lesnar apareció de la nada y les hizo un suplex a ambos!

El Poder Personificado no quedó abajo por mucho tiempo, respondiendo con una Lanza. Brock aguantó el golpe, aplicando una Kimura en la lona. Ambrose subió al ring con una silla y los golpeó a los dos.

El Lunático siguió dándole sillazos a ambos, pero mientras se ocupaba de Lesnar, Reigns le hizo una Lanza, venciendo a su mejor amigo por la oportunidad de estar en el evento estelar de WrestleMania.

Sin embargo, Reigns no tuvo mucho tiempo para saborear su victoria. Pronto, Triple H apareció, quedando cara a cara con el hombre a quien enfrentará dentro de 41 días.