Si la historia de Shane McMahon y The Miz era personal, esta entre Roman Reigns y Drew McIntyre podríamos decir que es tiene muchas connotaciones familiares. Quizás no de sangre, pero sí de orgullo. Tras su inesperado regreso al ring, Roman Reigns ha visto como Drew McIntyre destruía sistemáticamente a Seth Rollin y Dean Ambrose en un intento de desmantelar a The Shield. 

Lo intentó también con el propio Reigns, pero por la espalda no sienta tan bien como cara  a cara, así que después del fallido intento de acabar con The Shield en Fastlane, el Terminator Escocés retó al Perro Mayor a un combate en el Escaparate de los Inmortales.

Nadie mejor que McIntyre en estos momentos para golpear los puntos flojos de Roman Reigns que quiere volver cuanto antes a su hábitat natural, el del Campeonato Universal que tuvo que dejar vacante por su enfermedad.

WrestleMania
WrestleMania
Suscríbete Ahora

Superestrellas incluidas

WrestleMania
WrestleMania
Suscríbete Ahora

Superestrellas incluidas

Si la historia de Shane McMahon y The Miz era personal, esta entre Roman Reigns y Drew McIntyre podríamos decir que es tiene muchas connotaciones familiares. Quizás no de sangre, pero sí de orgullo. Tras su inesperado regreso al ring, Roman Reigns ha visto como Drew McIntyre destruía sistemáticamente a Seth Rollin y Dean Ambrose en un intento de desmantelar a The Shield. 

Lo intentó también con el propio Reigns, pero por la espalda no sienta tan bien como cara  a cara, así que después del fallido intento de acabar con The Shield en Fastlane, el Terminator Escocés retó al Perro Mayor a un combate en el Escaparate de los Inmortales.

Nadie mejor que McIntyre en estos momentos para golpear los puntos flojos de Roman Reigns que quiere volver cuanto antes a su hábitat natural, el del Campeonato Universal que tuvo que dejar vacante por su enfermedad.