HOUSTON — Con el marcador empatado 3-3 entre Raw y SmackDown, el Equipo Rojo se llevó el desempate ante el Equipo Azul en el evento estelar del clásico de otoño de WWE, cimentando la dominación de Raw en esta pelea por la supremacía de marcas. Pero la victoria no ocurrió sin su dosis de controversia, pues la tensión entre Triple H y el capitán del Equipo Raw, el Gerente General Kurt Angle, fue determinante en los momentos finales.

Como se esperaba, Braun Strowman fue uno de los jugadores más importantes del Equipo Rojo, y se encargó de los favoritos de SmackDown LIVE Shinsuke Nakamura y Bobby Roode con dos poderosos Running Poweslams. John Cena y Randy Orton se aliaron para lidiar con El Monstruo Entre Hombres, y con la ayuda de sus compañeros de equipo, lo hicieron atravesar una mesa de comentaristas, dejándolo temporalmente fuera de la ecuación.

El orden se restauró cuando Cena eliminó a Samoa Joe con un dueto de Ajustes de Actitud, finalmente poniendo a SmackDown en el marcador.

Pronto, Cena estuvo frente a frente con Angle – la Superestrella a la que enfrentó en su debut en el 2002. Dándose cuenta de que El Héroe Olímpico es tan peligroso como siempre, Cena cayó víctima de un Angle Slam.

El Comisionado de SmackDown Shane McMahon interrumpió el intento de inmovilización, pero un Tiro de Gracia bien posicionado, cortesía de Finn Bálor, dejó a Cena vulnerable a un segundo Angle Slam. Entonces, el GG de Raw eliminó al 16 veces Campeón Mundial y redujo al Equipo Azul a dos participantes: McMahon y Randy Orton.

Equipo SmackDown derriba a Braun Strowman sobre una mesa de comentaristas: Survivor Series 2017

El Equipo SmackDown derriba a Braun Strowman sobre una mesa de comentaristas durante el evento estelar.

La Víbora se encargó de Bálor con un RKO de la nada, pero la repentina aparición de Kevin Owens y Sami Zayn – enfurecidos por no haber sido convocados al Equipo SmackDown – dejó a los dos sobrevivientes azules bastante dañificados.

Entonces, Orton fue eliminado por Strowman, y, por lo tanto, Shane quedó sólo para enfrentar a tres formidables oponentes.

Las tensiones entre Angle y Triple H – quien le aplicó un Pedigrí al hijo de Angle, Jason Jordan, pocos días antes – cambió dramáticamente la complexión del combate. Aparentemente aliándose a su cuñado, The Game golpeó al Héroe Olímpico con su finalizador y puso los brazos de Shane sobre el GG de Raw para eliminarlo. Mientras el confundido Strowman mirada, Triple H ayudó a que Shane-O-Mac se pusiese de pie, pero pronto le aplicó la misma maniobra y le dio la victoria al Equipo Rojo, poniendo el marcador global 4-3 para Raw en Survivor Series.

Sin quedar convencido por lo sucedido. Strowman dejó que Triple H levantase su brazo en señal de victoria. Entonces, El Monstruo Entre Hombres lanzó al COO de la empresa hacia una esquina y le advirtió que nunca más lo engañase o “no volvería a jugar el juego jamás.”

Cuando Strowman le dio la espalda, El Rey de Reyes intentó derribar al titán, pero éste estaba listo y castigo a Triple H no con uno, sino dos Running Powerslams.

Triple H se robó la gloria y nos dejó con dudas sobre el futuro inmediato de Strowman, pero por lo menos Raw reinó por encima de SmackDown… por el momento.

HOUSTON — Con el marcador empatado 3-3 entre Raw y SmackDown, el Equipo Rojo se llevó el desempate ante el Equipo Azul en el evento estelar del clásico de otoño de WWE, cimentando la dominación de Raw en esta pelea por la supremacía de marcas. Pero la victoria no ocurrió sin su dosis de controversia, pues la tensión entre Triple H y el capitán del Equipo Raw, el Gerente General Kurt Angle, fue determinante en los momentos finales.

Como se esperaba, Braun Strowman fue uno de los jugadores más importantes del Equipo Rojo, y se encargó de los favoritos de SmackDown LIVE Shinsuke Nakamura y Bobby Roode con dos poderosos Running Poweslams. John Cena y Randy Orton se aliaron para lidiar con El Monstruo Entre Hombres, y con la ayuda de sus compañeros de equipo, lo hicieron atravesar una mesa de comentaristas, dejándolo temporalmente fuera de la ecuación.

El orden se restauró cuando Cena eliminó a Samoa Joe con un dueto de Ajustes de Actitud, finalmente poniendo a SmackDown en el marcador.

Pronto, Cena estuvo frente a frente con Angle – la Superestrella a la que enfrentó en su debut en el 2002. Dándose cuenta de que El Héroe Olímpico es tan peligroso como siempre, Cena cayó víctima de un Angle Slam.

El Comisionado de SmackDown Shane McMahon interrumpió el intento de inmovilización, pero un Tiro de Gracia bien posicionado, cortesía de Finn Bálor, dejó a Cena vulnerable a un segundo Angle Slam. Entonces, el GG de Raw eliminó al 16 veces Campeón Mundial y redujo al Equipo Azul a dos participantes: McMahon y Randy Orton.

Equipo SmackDown derriba a Braun Strowman sobre una mesa de comentaristas: Survivor Series 2017

El Equipo SmackDown derriba a Braun Strowman sobre una mesa de comentaristas durante el evento estelar.

La Víbora se encargó de Bálor con un RKO de la nada, pero la repentina aparición de Kevin Owens y Sami Zayn – enfurecidos por no haber sido convocados al Equipo SmackDown – dejó a los dos sobrevivientes azules bastante dañificados.

Entonces, Orton fue eliminado por Strowman, y, por lo tanto, Shane quedó sólo para enfrentar a tres formidables oponentes.

Las tensiones entre Angle y Triple H – quien le aplicó un Pedigrí al hijo de Angle, Jason Jordan, pocos días antes – cambió dramáticamente la complexión del combate. Aparentemente aliándose a su cuñado, The Game golpeó al Héroe Olímpico con su finalizador y puso los brazos de Shane sobre el GG de Raw para eliminarlo. Mientras el confundido Strowman mirada, Triple H ayudó a que Shane-O-Mac se pusiese de pie, pero pronto le aplicó la misma maniobra y le dio la victoria al Equipo Rojo, poniendo el marcador global 4-3 para Raw en Survivor Series.

Sin quedar convencido por lo sucedido. Strowman dejó que Triple H levantase su brazo en señal de victoria. Entonces, El Monstruo Entre Hombres lanzó al COO de la empresa hacia una esquina y le advirtió que nunca más lo engañase o “no volvería a jugar el juego jamás.”

Cuando Strowman le dio la espalda, El Rey de Reyes intentó derribar al titán, pero éste estaba listo y castigo a Triple H no con uno, sino dos Running Powerslams.

Triple H se robó la gloria y nos dejó con dudas sobre el futuro inmediato de Strowman, pero por lo menos Raw reinó por encima de SmackDown… por el momento.