Dean Ambrose vs. Seth Rollins (Lucha en Hell in a Cell)

No habrá escapatoria para Seth Rollins en Hell in a Cell. El Sr. Money in the Bank será encerrado dentro de la terrorífica estructura con el hombre que lo ha estado cazando por meses, un hombre a quien antes consideraba como a un hermano: Dean Ambrose.

La Superestrella Inestable ha estado echando humo desde que Seth Rollins los apuñaló a él y a Roman Reigns en la espalda, destruyendo la aparentemente inquebrantable fuerza conocida como The Shield. El Lunático ha estado loco por obtener retribución, pero raramente ha podido poner las manos encima de su antiguo “compañero de negocios” en una pelea justa. De hecho, Ambrose fue casi eliminado permanentemente cuando Rollins le aplicó un Curb Stomp sobre una pila de bloques de cemento.

Ambrose tenía una piedra en el camino de su retribución: John Cena. El 15 veces campeón estaba furioso con el Sr. Money in the Bank, después de que Rollins le costó su oportunidad por el Campeonato Mundial de Peso Completo WWE al atacarlo con el portafolio durante durante su pelea con Brock Lesnar en Night of Champions. El Lunático y Cena fueron incapaces de ponerse de acuerdo sobre quién enfrentaría primero a Rollins.

Por eso, La Autoridad los obligó a enfrentarse en Raw en una Lucha de Contrato en el Poste, con el ganador obteniendo el derecho de entrar a la jaula con Rollins. En un combate brutal, la Superestrella Inestable fue el victorioso, ganando la lucha por la cual ha estado hambriento. 

Seth Rollins no tendrá a La Autoridad ayudándolo,  ni podrá escapar una vez que lo encierren con candado dentro de la estructura traicionera con el Lunático. ¿Podrá poner el Sr. Money in the Bank a Ambrose detrás de él? ¿O hará justicia la Superestrella Inestable? ¡Descúbrelo en Hell in a Cell el domingo, 16 de octubre de 2014, a las 7:00 pm (horario del centro de México) en Movie City Action y WWE Network!

Dean Ambrose vs. Seth Rollins (Lucha en Hell in a Cell)

DALLAS – Cuando alguien entra en el infierno, lo mejor es cuidar su paso, pues el mismo Diablo puede encontrarlo.

Dean Ambrose pesó que era el hombre más peligroso en entrar en el lugar donde las rivalidades se arreglan. El Universo WWE también lo pensaba. Seth Rollins quizás no al principio, pero definitivamente se convenció de ello antes del final. Pero toda la brutalidad que el Lunático desató dentro de la estructura de cinco toneladas y seis metros de altura, quedó en segundo lugar cuando Bray Wyatt apareció, robándole al ex Campeón Estadounidense, una vez más, su prometida revancha contra Rollins por traicionar a The Shield. 

Pero antes de ese trágico final, Ambrose estaba moliendo totalmente a su antiguo “hermano.” Rollins quizás obtuvo la victoria, pero el Universo WWE no había visto un desempeño en Hell in a Cell como el de Ambrose desde los días de la Leyenda Hardcore Mick Foley, a quien Ambrose imitó comenzando el encuentro subiendo la jaula con un palo de kendo en una funda sobre su hombro e intenciones malignas en su mente, retando a Rollins a seguirlo. 

Dean Ambrose vs. Seth Rollins (Lucha en Hell in a Cell)

En contra de su propio juicio, Rollins siguió al Lunático, aunque lo hizo después de mandar a su equipo de seguridad a limpiarle el camino. Ambrose, que venía preparado para una pelea, lidió rápidamente con sus enemigos peso crucero y siguió a Rollins hacia abajo, donde una emocionante escaramuza terminó con ambos aterrizando sobre las mesas de comentaristas. 

El homenaje de Ambrose a la Leyenda Hardcore no terminó ahí: Después de la carnicería, Ambrose se escapó de la camilla que lo llevaba hacia el vestidor, atacando a los paramédicos que atendían a Rollins y arrojó a su ex amigo hacia dentro de la jaula, exigiendo que la puerta fuera cerrada con candado, para que sus guardaespaldas no pudieran interferir. El réferi hizo tal como se les indicó.

Entonces, la campana sonó.

Dean Ambrose vs. Seth Rollins (Lucha en Hell in a Cell)

Con el encuentro iniciado oficialmente, el Lunático pasó de atrocidad a atrocidad como un jazzista. Sacaba armas de la nada – poof, un palo de kendo; abra kadabra, ¡un desarmador! – el hombre que se cree el “Futuro de la WWE” casi fue erradicado gracias a Ambrose, quién hizo el mismo daño con sus puños que con su bolsa de triques.

Cuando Rollins logró responder un poco, fue a expensas de su propio cuerpo o gracias a alguna interferencia de Kane, quien apareció a lado del ring y cegó a Ambrose con un extinguidor. Esa interferencia fue un regalo para Rollins, pero no pasó mucho tiempo antes de que el Sr. Money in the Bank estaba acostado con su cabeza sobre unos bloques de cemento, mientras Ambrose se preparaba para devolverle el favor a su ex compañero de The Shield.

Dean Ambrose vs. Seth Rollins (Lucha en Hell in a Cell)

Sin embargo, antes de que Ambrose pudiera apagar figurativamente las luces del Arquitecto, un apagón literal lo detuvo. Una encantación fantasmagórica resonó por toda la arena y una única linterna, envuelta en una niebla, se materializó en medio del ring. Mientras Ambrose estaba distraído por la imagen. Bray Wyatt hizo su movida. El Devorador de Mundos salió de en medio de la niebla y derribó al Lunático.  Como el sobreviviente que es, el Sr. Money in the Bank golpeó a su amigo y huyó del ring, dejando que su antiguo colega sufriera una Hermana Abigail de parte del guardián más inesperado de Hell in a Cell.

Ambrose eligió el infierno. La elección, al parecer, fue mutua. 

Hell in a Cell
Hell in a Cell
Suscríbete a WWE Network

Superestrellas incluidas

Hell in a Cell
Hell in a Cell
Suscríbete a WWE Network

Superestrellas incluidas

Dean Ambrose vs. Seth Rollins (Lucha en Hell in a Cell)

No habrá escapatoria para Seth Rollins en Hell in a Cell. El Sr. Money in the Bank será encerrado dentro de la terrorífica estructura con el hombre que lo ha estado cazando por meses, un hombre a quien antes consideraba como a un hermano: Dean Ambrose.

La Superestrella Inestable ha estado echando humo desde que Seth Rollins los apuñaló a él y a Roman Reigns en la espalda, destruyendo la aparentemente inquebrantable fuerza conocida como The Shield. El Lunático ha estado loco por obtener retribución, pero raramente ha podido poner las manos encima de su antiguo “compañero de negocios” en una pelea justa. De hecho, Ambrose fue casi eliminado permanentemente cuando Rollins le aplicó un Curb Stomp sobre una pila de bloques de cemento.

Ambrose tenía una piedra en el camino de su retribución: John Cena. El 15 veces campeón estaba furioso con el Sr. Money in the Bank, después de que Rollins le costó su oportunidad por el Campeonato Mundial de Peso Completo WWE al atacarlo con el portafolio durante durante su pelea con Brock Lesnar en Night of Champions. El Lunático y Cena fueron incapaces de ponerse de acuerdo sobre quién enfrentaría primero a Rollins.

Por eso, La Autoridad los obligó a enfrentarse en Raw en una Lucha de Contrato en el Poste, con el ganador obteniendo el derecho de entrar a la jaula con Rollins. En un combate brutal, la Superestrella Inestable fue el victorioso, ganando la lucha por la cual ha estado hambriento. 

Seth Rollins no tendrá a La Autoridad ayudándolo,  ni podrá escapar una vez que lo encierren con candado dentro de la estructura traicionera con el Lunático. ¿Podrá poner el Sr. Money in the Bank a Ambrose detrás de él? ¿O hará justicia la Superestrella Inestable? ¡Descúbrelo en Hell in a Cell el domingo, 16 de octubre de 2014, a las 7:00 pm (horario del centro de México) en Movie City Action y WWE Network!

Dean Ambrose vs. Seth Rollins (Lucha en Hell in a Cell)

DALLAS – Cuando alguien entra en el infierno, lo mejor es cuidar su paso, pues el mismo Diablo puede encontrarlo.

Dean Ambrose pesó que era el hombre más peligroso en entrar en el lugar donde las rivalidades se arreglan. El Universo WWE también lo pensaba. Seth Rollins quizás no al principio, pero definitivamente se convenció de ello antes del final. Pero toda la brutalidad que el Lunático desató dentro de la estructura de cinco toneladas y seis metros de altura, quedó en segundo lugar cuando Bray Wyatt apareció, robándole al ex Campeón Estadounidense, una vez más, su prometida revancha contra Rollins por traicionar a The Shield. 

Pero antes de ese trágico final, Ambrose estaba moliendo totalmente a su antiguo “hermano.” Rollins quizás obtuvo la victoria, pero el Universo WWE no había visto un desempeño en Hell in a Cell como el de Ambrose desde los días de la Leyenda Hardcore Mick Foley, a quien Ambrose imitó comenzando el encuentro subiendo la jaula con un palo de kendo en una funda sobre su hombro e intenciones malignas en su mente, retando a Rollins a seguirlo. 

Dean Ambrose vs. Seth Rollins (Lucha en Hell in a Cell)

En contra de su propio juicio, Rollins siguió al Lunático, aunque lo hizo después de mandar a su equipo de seguridad a limpiarle el camino. Ambrose, que venía preparado para una pelea, lidió rápidamente con sus enemigos peso crucero y siguió a Rollins hacia abajo, donde una emocionante escaramuza terminó con ambos aterrizando sobre las mesas de comentaristas. 

El homenaje de Ambrose a la Leyenda Hardcore no terminó ahí: Después de la carnicería, Ambrose se escapó de la camilla que lo llevaba hacia el vestidor, atacando a los paramédicos que atendían a Rollins y arrojó a su ex amigo hacia dentro de la jaula, exigiendo que la puerta fuera cerrada con candado, para que sus guardaespaldas no pudieran interferir. El réferi hizo tal como se les indicó.

Entonces, la campana sonó.

Dean Ambrose vs. Seth Rollins (Lucha en Hell in a Cell)

Con el encuentro iniciado oficialmente, el Lunático pasó de atrocidad a atrocidad como un jazzista. Sacaba armas de la nada – poof, un palo de kendo; abra kadabra, ¡un desarmador! – el hombre que se cree el “Futuro de la WWE” casi fue erradicado gracias a Ambrose, quién hizo el mismo daño con sus puños que con su bolsa de triques.

Cuando Rollins logró responder un poco, fue a expensas de su propio cuerpo o gracias a alguna interferencia de Kane, quien apareció a lado del ring y cegó a Ambrose con un extinguidor. Esa interferencia fue un regalo para Rollins, pero no pasó mucho tiempo antes de que el Sr. Money in the Bank estaba acostado con su cabeza sobre unos bloques de cemento, mientras Ambrose se preparaba para devolverle el favor a su ex compañero de The Shield.

Dean Ambrose vs. Seth Rollins (Lucha en Hell in a Cell)

Sin embargo, antes de que Ambrose pudiera apagar figurativamente las luces del Arquitecto, un apagón literal lo detuvo. Una encantación fantasmagórica resonó por toda la arena y una única linterna, envuelta en una niebla, se materializó en medio del ring. Mientras Ambrose estaba distraído por la imagen. Bray Wyatt hizo su movida. El Devorador de Mundos salió de en medio de la niebla y derribó al Lunático.  Como el sobreviviente que es, el Sr. Money in the Bank golpeó a su amigo y huyó del ring, dejando que su antiguo colega sufriera una Hermana Abigail de parte del guardián más inesperado de Hell in a Cell.

Ambrose eligió el infierno. La elección, al parecer, fue mutua.